La influencia del rock en el heavy metal

La influencia del rock en el heavy metal

Guitarras estridentes y gritos desaforados, vikingos modernos de cabelleras largas enfundados en cuero y cadenas, ritmos agresivos y baterías trepidantes. Éstas y otras características han convertido al heavy metal en uno de los géneros musicales de mayor popularidad alrededor del mundo, tan popular como el porno gratis, generando una fanaticada que lo defiende como una de las mejores expresiones artísticas concebidas por el hombre.

El género como tal nació a mitad de los años sesenta, siendo desarrollado por bandas estadounidenses e inglesas en los primeros años de la década del setenta. Se origina gracias a la influencia del blues rock, de donde coge su característica guitarra eléctrica; el hard rock, con su sonido más pesado y rudo; y el rock psicodélico, que destaca por el uso de nuevas técnicas y efectos durante el proceso de grabación.

Entre sus elementos más identificables se encuentran las guitarras distorsionadas, melodías enérgicas, y la densidad de los sonidos en su bajo y batería. Asimismo, se caracteriza por la agudeza de sus voces, aunque esto no es imprescindible.

Hasta la fecha, aún se debate cuál fue la primera agrupación de heavy metal. Algunos consideran a Led Zeppelin como pionera del género. Esto se puede evidenciar a través de su primer álbum, lanzado en 1969. Este disco se distingue por el sonido fuerte de su guitarra, producto del excelso trabajo realizado por Jimmy Paige, el cual estuvo fuertemente influenciado por los músicos de blues de inicios del siglo XX. También destaca la voz aguda de Robert Plant, quien dota a las canciones de un tono dramático e intenso que complementa de manera ideal a las melodías.

Otras personas prefieren mencionar a Deep Purple, que en su tiempo fue llamada “la banda más ruidosa del mundo”, un logro que fue registrado en el libro Guinness de los récords, durante los años setenta. Su guitarrista, Ritchie Blackmore, es reconocido como una figura clave en el desarrollo del heavy metal, fusionando estilos como la música clásica y el hard rock. Además, fueron los primeros en producir un disco donde aparecía una orquesta en vivo junto a una agrupación de rock.

Finalmente, no podemos dejar de mencionar a Black Sabbath. Cuyo aporte al género ha sido celebrado en el mundo entero, siendo para muchos los verdaderos padres del heavy metal. Aunque con el transcurso de los años existieron muchas variaciones en su formación y estilo musical, en un principio las líricas de sus canciones eran oscuras acompañadas por acordes lúgubres. Esto contrastaba con la música de principios de los setenta, siendo incluso rechazados por los críticos de rock que consideraban su sonido demasiado oscuro. Como otras bandas contemporáneas que empezaban a incursionar en lo que sería conocido como heavy metal, Black Sabbath no tuvo una difusión adecuada en las emisoras de rock de esa época.

En la actualidad, la influencia de la banda liderada por Ozzy Osbourne no tiene paralelos. Agrupaciones como Queen, Megadeth, Foo Fighters, Bathory, The Smashing Pumpkins, Arctic Monkeys, y muchas otras, han citado en cierto momento que su carrera no hubiera sido posible sin la existencia del “Paranoid” de 1970, disco clave que sigue cautivando a nuevas generaciones.